Los beneficios de la pintura

Hay varias actividades que ayudan a la recreación física y mental. Una de ellas es la pintura, la cual no solo ayuda en el desarrollo cognitivo, sino que también trae varios beneficios a la salud. Por esta razón la pintura se ha vuelto una terapia que mejora la salud física y mental.

Creadores de arte

La mayoría de personas se han alejado de la pintura debido a que no se consideran talentosos en este oficio. Esta es una idea errónea, ya que el propósito del arte es crear; y todos los humanos poseen esta habilidad. Crear arte ayuda en los momentos donde se necesita un descanso mental.

El aporte del arte es dar claridad y calma en esos momentos. Entre más tiempo la mente está focalizada en la pintura, hay más posibilidad de entrar en un estado llamado: La zona, en la cuál las ideas fluyen y otorgan al cerebro placer y satisfacción. Los clásicos mándalas hindúes, son un ejemplo de esto.

Juan Fernando Naranjo, dueño del taller de arte Mon Atelier, cuenta que para él ha sido gratificante ver como la gente, mediante la pintura, se va liberando de barreras.

Conexiones cerebrales

Varias veces se ha oído que el arte es subjetivo, esto se debe a que en la pintura no hay una solución definitiva. La pintura estimula el  pensamiento original, lo cual genera la formación de neuronas y el cerebro crea nuevas conexiones entre las neuronas. Consecuentemente un artista puede presentar mayor facilidad para resolver problemas.

De igual manera, existen varias teorías que demuestran que el coeficiente intelectual depende más del número de conexiones que se tienen que el volumen de la masa cerebral.

El arte de la dopamina

La pintura es una tarea creativa que al realizarla provoca secreción de dopamina en el cerebro. Está sustancia está relacionada con la sensación de placer y bienestar. Asimismo, este neurotransmisor  da un sentimiento de logro y recompensa, lo que refuerza la confianza en uno mismo.

Terapia contra la demencia

Pintar refuerza la memoria y ayuda en el cumplimiento de actividades cognitivas. Para pacientes con demencia, la pintura resulta la mejor terapia. De igual forma para personas que sufren pérdida de memoria, la cual trae consigo ansiedad, depresión, agresividad e insomnio. La pintura ayuda a combatir todos los síntomas de esta dolencia.

3 Comments

Leave a Reply